Aplicaciones y software

El primer rodillo de entrenamiento interactivo se presentó en el 2000, cuando Tacx conectó un rodillo de entrenamiento a un programa de software. Esto abrió la puerta a la posibilidad de controlar automáticamente, mediante un ordenador, la resistencia del rodillo de entrenamiento, posibilitando que las sesiones de entrenamiento resultaran más sencillas y efectivas. Junto con el paquete de software más completo del mercado, ofrecemos, ahora, aplicaciones para teléfonos móviles y tablets, y nuestra plataforma en la nube.

image